Las disputas entre la administración tributaria y los contribuyentes se dirimen en última instancia ante la jurisdicción contencioso administrativa.El Despacho cuenta con Letrados con amplia experiencia en derecho procesal y tributario, y que garantizan por tanto la mejor defensa de los intereses del contribuyente.